¿Por qué debería comprar un departamento?

Quizás el factor más importante a la hora de decidir si alquilar o comprar es el tiempo que esperas permanecer en dónde estás rentando actualmente. En términos generales, si no anticipas vivir allí por lo menos durante cinco años, es probable que alquilar sea una decisión no tan buena.

Si planeas vivir allí durante cinco años o más, compara cuánto está pagando por rentar con cuánto podrías pagar en un crédito bancario. Averigüe si, por ejemplo, un pago de hipoteca será menor que la renta actual, asumiendo, por supuesto, que el lugar que desea comprar es similar al lugar que está rentando.



Por supuesto que el mayor desembolso será para el pago inicial. El monto requerido para esto depende del tipo de hipoteca que obtengas y, posiblemente, incluso de la ubicación de la vivienda.




Para obtener un crédito bancario de una vivienda (hipoteca), es necesario que analices cuánto puedes pagar mensualmente. Comieneza por calcular la relación que tienes entre deuda e ingreso. Para hacer esto, suma todos sus pagos mensuales de deudas, como tarjetas de crédito, préstamos para automóviles, colegiaturas, etc, y por último, el pago estimado de tu hipoteca.




Divida enseguida esta cifra por el ingreso mensual neto, expresándolo como porcentaje.




Los bancos usan esta relación de deuda a ingreso para determinar cuánto puedes pagar mensualmente. Por lo general, buscarán una relación deuda-ingreso de no más del 43%. Si se encuentra por encima de esa marca, puede ser difícil calificar para una hipoteca. Puedes mejorar la relación deuda/ingresos planificando un pago de hipoteca más bajo. Sin embargo, esto generalmente significa comprar un departamento de menor precio.




Comprar un departamento puede significar comprar un conjunto de condominios o una cooperativa. Esto es diferente de comprar una vivienda unifamiliar típica. Cuando compras un condominio, estás comprando una unidad en un edificio. Eso significa que compartirás los costos de funcionamiento del edificio con otros propietarios de condominios. Comprar una cooperativa significa comprar una parte de la propiedad de la corporación que posee el edificio. En lugar de una unidad específica, tendrás acciones en la corporación.




Los bancos hipotecarios tienen diferentes requisitos para los préstamos de condominios y cooperativas. Por ejemplo, pueden querer ver que una asociación de condominios tenga suficiente dinero en el banco como reservas financieras para cubrir cualquier reparación o mantenimiento necesario. Algunos prestamistas son reacios a otorgar préstamos cooperativos, porque no pueden recuperar la unidad si tiene problemas para hacer los pagos.



Un presupuesto bien pensado es el primer paso para lograr un control total sobre tus finanzas.

TOP
shares
WhatsApp chat